Otro despropósito más

Un nuevo despropósito se cierne sobre el patrimonio de Cantabria, y van… Ya no debería coger de susto, pero la verdad que cada vez que aparece una de estas noticias sólo pienso en cómo es posible que estas cosas ocurran y no pase nada ni se pidan responsabilidades. Limpias, Santander, Santoña… y ahora La Cavada (Riotuerto); la lista de la vergüenza sigue aumentando.

Portalada de Carlos III, sirvió de acceso al recinto de la fundición desde 1784 (Wikimedia Commons; imagen de Dolmanrg)

La noticia aparece en El Diario Montañés (30 de Agosto de 2011). Tras las elecciones del 22 de Mayo, en las que los regionalistas perdieron la alcaldía en favor del PP, comenzaron unas obras en un edificio de la fundición de cañones de La Cavada. La fábrica de La Cavada fue proyectada en 1634, finalizada en 1637, y se abandonó en 1835, tras casi dos siglos de vida. El conjunto histórico fue declarado Bien de Interés Cultural en 2004. La historia de la fundición y su importancia se puede consultar en este artículo de Wikipedia.

Pues bien, a pesar de que todo el conjunto está protegido por la figura del BIC, el dueño del terreno donde se sitúa la antigua fundición proyecta destruir el edificio (la cubierta ya ha sido destruida) así como los canales y almacenes subterráneos para construir en su lugar una urbanización y un restaurante.

Imagen del río Miera a su paso por La Cavada en 1926, con un cañón abandonado en la orilla (Wikimedia Commons)

Semejante actuación sólo tiene un nombre: atentado y destrucción del patrimonio.

Cierto es que si el terreno y el edificio pertenece a un particular, este debería ser compensado de alguna manera por el hecho de no poder hacer con su propiedad lo que quiera. También habría que saber si ya lo fue cuando se declaró el BIC. Pero lo fuera o no, ninguna persona ni institución tiene derecho a destruir el patrimonio de todos. Si el Castillo de San Vicente de la Barquera, también declarado BIC, perteneciera a un particular, ¿se le permitiría su derribo para construir pisos? La respuesta es obvia.

Aunque en Cantabria, quizá no lo sea tanto.

¡Hasta la regolvía!

Anuncios

Acerca de El Pasiego

Sólo un cántabro preocupado por su tierra...
Esta entrada fue publicada en Historia, Patrimonio. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Otro despropósito más

  1. antuan dijo:

    Para entendernos, tocar una piedra de este B.I.C conlleva una infracción muy grave recogida en la Ley 11/98 de Patrimonio Cultural de Cantabria. Si el titular del inmueble ya ha dañado el mismo, ahí están los ciudadanos y asociaciones para interponer la pertinente denuncia. También está la Guardia Civil. La Policía Local (desconozco si existe en la Cavada, supongo que no), un ayto que debiera actuar con inmediatez y un Servicio de Patrimonio que debe actuar de oficio (y más cuando la información es tan pública como para aparecer en un panfleto leído en toda la región).

    La sanción asciende a varios millones de las antiguas pesetas.

    Obviamente si este señor proyecta un restaurante, o lo que le venga en gana, debe haber un permiso de obras municipal. Pero ante todo, al tratarse de un B.I.C, además de la protección singular con la que contará en el PGOU del municipio, el hipotético proyecto debe ser aprobado por Servicio de Patrimonio, organismo dependiente directamente de la Consejería de Cultura. Si se daña este bien, o si se arrasa con él, tal como sugiere la información, los organismos citados tendrán que rendir cuentas. En ningún caso pueden poner el sello de “aprobado” a un proyecto que elimine el edificio o lo dañe (aunque no sería la primera vez en que el propio Servicio de Patrimonio es cómplice de la destrucción de un B.I.C, en lugar de garante de su conservación).

    En última instancia, en Cantabria existen fiscales y cualquier ciudadano puede plantear este caso a un fiscal. No son necesarios recursos económicos para plantearlo. Esto ya será otro cantar para el dueño.

    Considero que en vez de llevarnos las manos a la cabeza cada vez que oímos que el patrimonio histórico está siendo arrasado, lo adecuado es actuar. Ya existe la ley. Ya existen los órganos. Es muy cierto que no actúan más que por conveniencia política. Es cierto que la inacción es norma en Servicio de Patrimonio. Pero hay que actuar. Hay que sacarles los colores. Denunciar, denunciar, denunciar.
    Al menos, el que tenga tiempo.

    • El Pasiego dijo:

      Como bien dices la información está ahí, en la prensa. Y esa prensa la lee todos los días tanto el Gobierno en Puertochico como la oposición, además de los gobernantes del municipio en cuestión. Nadie puede ni podrá decir “yo no sabía nada”. Para mí tna culpables son los que destruyen el patrimonio como los que lo permiten desde el poder no actuando (o directamente, aprobandolo o promocionándolo). Las denuncias supongo que podrían ir, por un lado a la Guardia Civil para que pare de inmediato el atropello, y por otro a los fiscales. Pero para eso hay que estar ahí, difícilmente se puede denunciar desde el extranjero…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s