Del fracking

El pasado lunes, 8 de Abril, el Parlamento de Cantabria aprobó la prohibición del fracking en Cantabria (Alerta, 9 de Abril de 2013) mientras no se despejen las dudas que provoca. La nueva ley se aprobó con los votos a favor de los tres partidos políticos presentes en la calle Alta, PP, PRC y PSC, en una muestra de unanimidad pocas veces vista; tan sólo hubo discrepancia en los matices.

Manifestación antifracking en Santander (imagen obtenida de www.aquiconfidencial.es)

Manifestación antifracking en Santander (imagen obtenida de http://www.aquiconfidencial.es)

El fracking, como casi todos sabemos a estas alturas, es el nombre que se da a la técnica para la extracción de gas no convencional. Usada desde hace años en otros países, está envuelta en la polémica por lo agresivo de su uso, con contaminación de acuíferos y graves problemas medioambientales.

Las empresas interesadas, agrupadas en la plataforma Shale Gas España, han realizado una campaña de propaganda para poder realizar exploraciones primero, y para poner en marcha explotaciones de este gas después. Cantabria está incluida en la llamada Cuenca Vasco-Cantábrica, junto a las provincias de Álava y Burgos, siendo esta cuenca la más prometedora, al tener casi la mitad del gas estimado en España. En total, el Consejo Superior de Colegios de Ingenieros de Minas estima que España tiene gas para 39 años (El País, 8 de Abril).

¿Merece la pena el riesgo de destruir los recursos hídricos de todos para que se beneficien unas empresas privadas? ¿Merece la pena dicho riesgo por tan sólo 39 años de supuesta autonomía en cuanto al gas? Creo que la respuesta a ambas preguntas es obvia.

¿En qué cambia esta ley las cosas en Cantabria? En la práctica, en nada. Según el PSC, el Gobierno de España recurrirá la ley de Cantabria, con lo que ésta quedará paralizada. Pero incluso aunque eso no suceda y la ley se aplique, lo cierto es que es una ley cántabra y para el territorio de Cantabria. Nada impide la explotación de yacimientos en Burgos, por ejemplo. Ni los problemas medioambientales que vengan de esas actuaciones.

Además, en Cantabria hay concedidos en la actualidad seis permisos de exploración de hidrocarburos, cinco de ellos concedidos por el gobierno español y uno por el anterior gobierno cántabro. Esta ley afectaría al permiso concedido por el gobierno de Cantabria, pero dudo que afecte a los permisos concedidos por Madrid. Y sin duda no afectará a los permisos que afecten a Cantabria junto a Castilla y León, o junto al País Vasco.

En definitiva, aunque la ley es un paso adelante, de hecho no va a impedir necesariamente el fracking en Cantabria. Para eso sería necesario promulgar leyes autonómicas similares en Valladolid y en Vitoria, o una ley estatal. En cualquier caso, al menos se gana algo de tiempo.

Un último apunte: toca aplaudir que los políticos, por una vez, hayan escuchado el clamor popular, como ellos mismos reconocen, y hayan aprobado esta ley. Esto también sirve como contraste con el incontable número de ocasiones en que no escuchan al pueblo que representan.

¡Hasta la regolvía!

Anuncios

Acerca de El Pasiego

Sólo un cántabro preocupado por su tierra...
Esta entrada fue publicada en Cantabria rural, Ecología, Economía, Políticos. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s