De ADIC y el PRC

No me resisto a recoger íntegra la noticia publicada en El Diario Montañés de hoy (11 de Octubre de 2013), titulada ADIC dice que “el cantabrismo del PRC se reduce a sus iniciales”. Ahí va para quien no la haya leido:

Sede de ADIC en Santander (imagen propia)

Sede de ADIC en Santander (imagen propia)

«Suprimir de manera arbitraria la festividad del Día de las Instituciones del 2014, en favor del día de Santiago -patrón de Santander-» es, a juicio de ADIC, «la última actuación anticántabra del ejecutivo autonómico». La Asociación para la Defensa de los Intereses de Cantabria carga por este motivo contra el Partido Popular, contra el PSOE pero, en mayor medida, lo hace contra el PRC, «partido que una vez más vuelve a demostrar que su cantabrismo se reduce a sus iniciales y poco más».

En una nota, la asociación cantabrista no se sorprende por la decisión de los populares, ya que, a su juicio, «la oposición del PP al autogobierno cántabro, lejos de ser algo novedoso, es algo que lleva implícito en su ADN desde el comienzo del proceso autonómico». Lo que llama la atención es la dureza de su ataque contra los regionalistas, ya que ADIC mantiene lazos históricos comunes con este partido. «Ni es la primera ni la segunda ocasión en que el PRC se hace ‘el sueco’ ante el enésimo desprecio a la identidad y personalidad del pueblo cántabro, ya sea desde el ejecutivo autonómico o desde otras instancias. No hace falta recordar impresentables coqueteos electorales con partidos castellanistas o los guiños con el partido fundado por Arcadio Espada. Más recientemente ADIC recuerda el silencio del PRC ante el insulto colectivo que supuso la práctica anulación de todos los actos del 28 de julio de este año, bajo la excusa impresentable del luto ante el accidente ferroviario de Santiago, hecho que no guardaba absolutamente ninguna relación con Cantabria ni su Autonomía», aseguran en el texto, donde califican como «desalentador» que «para el PRC, defender los intereses de Cantabria se reduzca a defender los intereses corporativos de los individuos que aquí residen, en lugar de luchar por la dignidad colectiva de un pueblo, una cultura, una identidad histórica, y su materialización social en forma de ideología política». «El pueblo cántabro -insisten- no puede ser nunca enfocado como un aséptico espacio administrativo, que es como nos concibe toda la clase política -comenzando por el PRC-. Los cántabros siempre hemos sido un pueblo, y eso es algo más que un código postal».

Coincido en muchas de las afirmaciones que aparecen en el artículo a raiz de la supresión de la festividad del Día de las Instituciones de Cantabria. Ojo, que se suprime en el calendario festivo de Cantabria entera un día que celebra un acto que afecta a Cantabria entera, para sustituirlo por una festividad local (de Santander y los municipios que celebren Santiago).

Decía que coincido con muchas de la afirmaciones. Lo del anticantabrismo del PP de Cantabria no hace falta ni comentarlo, no deja de ser evidente. Las críticas al PSC no aparecen en el artículo, pero a nadie se le escapa que no deja de ser la marca en Cantabria de otro partido español, con lo que tampoco se puede esperar mucho de ellos en cuanto a defensa de nuestra tierra. Pero lo que resalta el artículo son las críticas al PRC, que no deja de ser un “hijo” de ADIC, como lo fue la Agrupación Nacionalista Cántabra (ANAC) de Rafael de la Sierra en su momento.

ADIC critica el silencio con el que el PRC ha acogido esta supresión de la fiesta de las Instituciones, y recuerda otras derivas anticantabristas de los regionalistas, como la alianza electoral con el Partido Castellano y con el Partido de Castilla y León de cara a las eleciones de 2011 (¿puede haber algo más contra natura que un pacto así?), o los coqueteos con Ciudadanos.

Respecto a la práctica anulación del Día de las Instituciones de este año por el accidente de tren en Galicia, no estoy tan de acuerdo en lo señalado por ADIC. Efectivamente, el accidente no tenía nada que ver con Cantabria ni con nuestra autonomía. Pero tampoco me parece impresentable que este hecho tuviera un efecto en las celebraciones, por ser Galicia un territorio afín a Cantabria en muchos aspectos (aspectos culturales por ejemplo). Sin embargo habría que haber buscado una forma de rendir homenaje a las víctimas y a Galicia sin suspender los actos programados.

Aparte de este pero, creo que la crítica de ADIC al PRC está más que justificada. Como final, me quedo con las dos últimas frases, que suscribo al cien por cien:

  1. Es desalentador que para el PRC, defender los intereses de Cantabria se reduzca a defender los intereses corporativos de los individuos que aquí residen, en lugar de luchar por la dignidad colectiva de un pueblo, una cultura, una identidad histórica, y su materialización social en forma de ideología política.
  2. El pueblo cántabro no puede ser nunca enfocado como un aséptico espacio administrativo, que es como nos concibe toda la clase política -comenzando por el PRC-. Los cántabros siempre hemos sido un pueblo, y eso es algo más que un código postal.

El PRC hace mucho tiempo que no hace honor a sus siglas.

¡Hasta la regolvía!

Anuncios

Acerca de El Pasiego

Sólo un cántabro preocupado por su tierra...
Esta entrada fue publicada en Políticos. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s